Agustin-Gomez-Arcos_G.jpg
Agustín Gómez-Arcos
Agustín Gómez Arcos
, dramaturgo y escritor. Nació en Enix (Almería) en 1933 y murió en París (Francia) en 1998 a los 65 años de edad.
Buena parte de su obra la escribió en lengua francesa. Triunfó durante su exilio en Francia y fracasó en España, arrinconado en la esquina de los malditos. Fue finalista del premio Goncourt con dos obras. Gómez Arcos fue una víctima más de la Guerra Civil y posguerra, por la crueldad de los vencedores que se cebó en su familia.
Familia
Nació en el seno de una familia de ideología republicana. Era el menor de siete hermanos. Su padre era el alcalde republicano del pueblo y su madre panadera.
Guerra Civil
Solo tenía tres años cuando se inició la Guerra Civil en 1936 y durante la contienda, su familia pasó muchos apuros y penalidades, y ya en la posguerra sufrió las consecuencias de la represión franquista que impusieron a sus padres, porque fueron encarcelados y les incautaron los bienes.
Formación
Siendo ya niño Gómez Arcos se interesó por la literatura, que utilizaba como medio de evasión de su triste realidad cotidiana. Su profesora de instituto en Almería, Celia Viñas, fomentó y orientó su amor por la literatura, dándole a conocer a los clásicos y cultivando su interés por la escritura y el teatro.En 1953 acabó el bachillerato y se trasladó a Barcelona, donde consiguió una beca para matricularse en la Facultad de Derecho. A los tres años de haber iniciado sus estudios de Derecho, decidió abandonarlos y se trasladó a Madrid con el objetivo de dedicarse exclusivamente al teatro.
Inicios literarios y teatrales
Colaboró en la revista literaria Poesía Española y publicó la colección de poemas Ocasión de paganismo y recibió el premio nacional de narración corta por El último Cristo. También participó activamente en el grupo de teatro de la universidad.
Estancia en Madrid
En Madrid, trabajó como dramaturgo, actor, director y traductor. Como dramaturgo, compartió las posiciones comprometidas de autores como Alfonso Sastre y, sobre todo, se opuso al teatro de evasión fomentado por el régimen franquista.En esta etapa escribió un total de quince obras, de las que sólo tres llegaron a estrenarse:
- Elecciones generales (basada en Las almas muertas de Gógol y premiada en el Primer Festival de Teatro Nuevo en 1960),-Diálogos de la herejía (finalista del Premio Nacional Calderón de la Barca y Premio Nacional Lope de Vega en 1962, aunque prohibida hasta su estreno, en versión censurada, en 1964)- Los gatos 1965, (finalista del Premio Nacional de Literatura Dramática ).
Traductor
También se dedicó a la traducción y adaptación de obras de teatro francesas (La folle de Chaillot, Intermezzo deJean Giraudoux y La révélation de René-Jean Clot).
Exilio

Londres
Los tropiezos con la censura imperante durante la Dictadura fueron continuos y Gómez Arcos empezó a tomar conciencia de que nunca podría representar o publicar su teatro, y se planteó el exilio como una posible solución.En 1966 volvió a ganar el Premio Nacional Lope de Vega por Queridos míos, pero esta vez la censura prohibió taxativamente su representación. Gómez Arcos decidió entonces abandonar España para instalarse en Londres.En Londres, logró que algunas de sus obras fuesen consideradas por parte del National Theatre, pero finalmente las rechazaron, alegando que sus obras serían mejor comprendidas pasados veinte años.
París
En junio de 1968, poco después de las revueltas del Mayo francés, se trasladó a París. Los recientes acontecimientos impregnaron el ambiente artístico de la ciudad, París volvió a estar abierta a la innovación creativa y, de forma particular, se buscó en el teatro un medio de agitación social, política y cultural, clima propicio para la obra de Gómez Arcos.Asistió a los montajes teatrales de Samuel Beckett Eugène Ionesco, Jean Anouilh y, en especial, de Jean Genet por el que sintió especial admiración.Comenzó su carrera parisina en los café-teatro del Barrio Latino, verdaderos centros de experimentación teatral y alternativa real a los teatros comerciales. Allí se desempeñó como dramaturgo, director, actor e incluso como camarero.
RelevanciaEl Niño Pan.jpg
En 1969, conoció a otro exiliado español, Miguel Arocena, gerente del Café-Théâtre de l’Odéon, quien le dio la oportunidad de estrenar, Pré-papa y Et si on aboyait.En 1973, un editor le propuso que escribiese sus obras en francés y Gómez Arcos acepta el reto y presentó el manuscrito en francés de El cordero carnívoro, que fue galardonado, en 1975 el Prix Hermès. A partir de ese momento, los éxitos se sucedieron: En 1976 publicó Maria Republica, y, en 1977, Ana no, que fue galardonada en 1977 con el Prix Thyde Monnier y en 1978 con el Prix Roland Dorgelès.A las ya mencionadas, le siguieron catorce novelas más entre las que destacaron:
  • Escena de caza (furtiva) (1978) finalista del Premio Goncourt;
  • Pré-papa ou Roman de fées (1979);
  • La enmilagrada (1981);
  • El niño pan (1983) novela autobiográfica donde cuenta la dolorosa historia de una familia de rojos que malvivió pasando hambre durante la posguerra en un pueblo andaluz.
  • Un pájaro quemado vivo (1984), finalista del Premio Goncourt;

Democracia en España
Tras el restablecimiento de la democracia, Gómez Arcos pasó largas temporadas en España, y a partir de 1991 se volvieron a representar algunas de sus obras teatrales de la mano de Carme Portaceli, tales como Interview de Mrs. Muerta Smith; Los gatos y Queridos míos, es preciso contaros ciertas cosas, pero nunca se sintió a gusto en España, porque no le dieron el aprecio que él esperaba.
Reconocimientos honoríficos
En 1985 recibió la condecoración de Caballero de la Orden de las Artes y las Letras de Francia, y en 1995 la volvió a obtener, esta vez con el grado de Oficial.
Volver a la página de inicio
Fuentes
Agustín Gómez Arcos.elpais.com
Noticias relacionadas con Agustín Gómez Arcos. El Pais.com

Editor: Feliciano Robles